REPUBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA
TRIBUNAL SUPERIOR MARÍTIMO CON COMPETENCIA NACIONAL Y SEDE EN LA CIUDAD DE CARACAS
199º y 150º
Exp. Nº 2009-000192
PARTE ACTORA: SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, organización sindical, constituida el 4 de octubre de 1959 y registrada por ante el Ministerio del Trabajo, en fecha 9 de enero de 1960, Expediente No. 214.
APODERADOS JUDICIALES DE LA PARTE ACTORA: MIGUEL LLORENS FERNÁNDEZ, CIELO FAIZ CALVO, YOISID MELENDEZ SIVIRA, ALFONSO RUBIO MACHADO venezolanos, mayores de edad, titulares de las cédulas de identidad Nos. V- 5.808.681, V- 9.714.007, V- 13.561.867 y V- 5.162.260, respectivamente, e inscritos en el Instituto de Previsión Social del Abogado bajo los Nos. 39.418, 39.417, 79.831 y 19.450, respectivamente.
PARTE DEMANDADA: SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, Capitán del Buque Tanque PLATE PRINCESS, de nacionalidad hindú, domiciliado en la ciudad de Bombay, India, mayor de edad, titular del pasaporte de la India Nº B-2038280, factor mercantil del propietario del Buque.
APODERADOS JUDICIALES DE LA PARTE DEMANDADA: RICARDO BARONI UZCATEGUI, JOHANA PEDROSO MAESTRACCI, FELIPE BELOV AFANASIEV, FRANKLIN GARCÍA RODRÍGUEZ, KARINA SABATINO PÉREZ, IVÁN DARÍO SABATINO PIZZOLANTE, JOSÉ ALFREDO SABATINO PIZZOLANTE, venezolanos, mayores de edad, titulares de las cédulas de identidad Nos. V- 9.881.318, V- 11.025.663, V- 3.490.494, V- 10.718.642, V- 12.743.340, V- 5.444.101 y V- 7.167.762, respectivamente, e inscritos en el Instituto de Previsión Social del Abogado bajo los Nos. 49.220, 54.085, 9.058, 69.995, 94.855, 22.401 y 35.174, respectivamente.
TERCERO APELANTE: FONDO INTERNACIONAL DE INDEMNIZACIÓN DE DAÑOS DEBIDOS A LA CONTAMINACIÓN POR HIDROCARBUROS, 1971, con domicilio en Pórtland House, Stag Place, Londres SW1E 5PN, Reino Unido.
APODERADOS JUDICIALES DEL TERCERO APELANTE: LUÍS COVA ARRIA, HENRY MORIAN PIÑERO, PATRICIA MARTÍNEZ, venezolanos, mayores de edad, domiciliados en la ciudad de Caracas, titulares de las cédulas de identidad Nos. V- 1.856.366, V- 5.887.853 y V- 10.969.197, respectivamente, e inscritos en el Instituto de Previsión social del Abogado bajo los Nos. 1.590, 22.614 y 61.649, respectivamente.
MOTIVO: COBRO DE BOLÍVARES (Apelación en ambos efectos)
SENTENCIA: DEFINITIVA
EXPEDIENTE: Nº 2009-000192



I
SÍNTESIS DE LA CONTROVERSIA
Corresponde a este Tribunal Superior Marítimo con competencia nacional y sede en la ciudad de Caracas, en virtud de la facultad expresa contemplada en el artículo 128 del Decreto con Fuerza de Ley Orgánica de los Espacios Acuáticos, pronunciarse en la presente causa respecto al recurso de apelación interpuesto por el abogado HENRY MORIAN PIÑERO, apoderado judicial del FONDO INTERNACIONAL DE INDEMNIZACIÓN DE DAÑOS DEBIDOS A LA CONTAMINACIÓN POR HIDROCARBUROS, 1971 en lo sucesivo FIDAC, así como por el abogado RICARDO BARONI UZCATEGUI, apoderado judicial del ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, Capitán del Buque Tanque PLATE PRINCESS, de fechas 10 y 11 de febrero de 2009, respectivamente, quienes apelaron de la decisión dictada en fecha 5 de febrero de 2009 por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo con competencia nacional y sede en la ciudad de Caracas, mediante la cual declaró CON LUGAR la demanda incoada por el SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, en contra del ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, Capitán del Buque Tanque PLATE PRINCESS, y ORDENÓ que el FIDAC conforme a los mecanismos previstos en el Convenio Internacional de Constitución de un Fondo Internacional de Indemnización de Daños Causados por la Contaminación de Hidrocarburos de 1971 y a las resoluciones que adopten sus órganos internos, deberá COMPENSAR a los 676 pescadores identificados en la demanda incoada por el Sindicato ya nombrado, de acuerdo a la estimación de daños que determinase la experticia complementaria de ese mismo fallo, la cual fue ordenada en el punto tercero del dispositivo del fallo y sobre el monto de la fianza que fue constituida para responder de las resultas del presente juicio. En consecuencia, el demandado fue condenado al pago de los intereses producidos sobre el monto de los daños causados por el derrame del buque PLATE PRINCESS desde la fecha de la ocurrencia del siniestro, es decir, desde el 27 de mayo de 1997 hasta la fecha de ejecución de la sentencia, para lo cual según la primera instancia oficiará al Banco Central de Venezuela estimándose practicar igualmente experticia complementaria del fallo, y finalmente declaró IMPROCEDENTE el Fraude Procesal denunciado por vía incidental.
II
ITER PROCESAL EN PRIMERA INSTANCIA
En fecha 4 de julio de 1997, (Folio 2, Cdno. Ppal. Nº 1) fue presentado ante el Juzgado de Primera Instancia en lo Civil, Mercantil y del Tránsito de la Circunscripción Judicial del Área Metropolitana de Caracas escrito contentivo del libelo de demanda interpuesta por el SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, en contra del Capitán del Tanquero PLATE PRINCESS (legitimado pasivo de conformidad con el artículo 15 de la Ley de Privilegios e Hipotecas Navales ), ciudadano SUBRA MANION, de nacionalidad hindú, cuyo domicilio a tenor de lo dispuesto en el artículo 1.100 del Código de Comercio, es la misma nave PLATE PRINCESS; quién adicionalmente es FACTOR MERCANTIL del propietario de la nave. El armador o propietario del buque tanque PLATE PRINCESS es GLAFKI MARITIME COMPANY, domiciliada en Atenas, Grecia.
Se desprende del escrito libelar antes mencionado que la actora alega que el día 27 de mayo de 1997, siendo las 19:40 horas, autoridades del antiguo Ministerio de Energía y Minas y de las Fuerzas Armadas de Cooperación se percataron de un derrame de petróleo y lastre transportado en los diferentes tanques del Buque PLATE PRINCESS, tanquero maltés operado por Maraven, en cumplimiento de la normativa que regula la materia ambiental elaboraron un informe con el siguiente contenido:
“EL DIA VEINTISIETE (27) DE MAYO DE MIL NOVECIENTOS NOVENTA Y SIETE, A LAS 7:40 HORAS, SE CONSTATO UN DERRAME DE CRUDO EN EL MUELLE DE PUERTO MIRANDA B/T PLATE PRINCESS OPERADO POR MARAVEN S.A., UBICADO EN EL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA; ESTIMADO EN LA CANTIDAD DE VEINTE (20) BARRILES, EL CUAL CONTAMINO LAS AGUAS DEL LAGO DE MARACAIBO. TAL HECHO SE ORIGINO DEBIDO A QUE B/T PLATE PRINCESS BOTO LASTRES AL LAGO CONTAMINANDO SE LE CHEQUEARON LOS TANQUES 3P, SW3, 4P Y TENIAN CRUDO LOS TANQUES DE LASTRE. EL BUQUE TENIA 13.800 TM3 DE LASTRE. SE PRESENCIO CUANDO SE INSPECCIONO EL AREA Y SE ENCONTRABAN PRESENTES LOS CIUDADANOS SARGENTO EDGAR GUADAMA, VENSPORT ALEXANDER HERNANDEZ, SUPERV. MAN. ANGEL CORONA, SUP. MUELLE ANTOGENES BRAVO. SE REMITE LA PRESENTE AL CIUDADANO JEFE DE LA ZONA Nº 2, PARA LA ELABORACIÓN DEL EXPEDIENTE CORRESPONDIENTE, A FIN DE APLICAR LOS EFECTOS LEGALES CONSIGUIENTES. EN PUERTO MIRANDA, A LOS VEINTISIETE (27) DIAS DEL MES DE MAYO DE MIL NOVECIENTOS NOVENTA Y SIETE.”

En la narración de los hechos realizada por el actor se observa que el mismo indicó que al hacerse una inspección del área afectada se detectaron cantidades considerables de petróleo que se extendía en una longitud de varios kilómetros frente a Puerto Miranda donde se dio una acumulación importante de petróleo, señalando que en el momento en el cual se introdujo la demanda se encontraba afectada un área más amplia y que se había producido un desastre ecológico de gran magnitud y terribles consecuencias y que dichos hechos quedaron demostrados por la amplia cobertura de los medios de comunicación nacionales e internacionales, pudiendo ser calificados como hechos notorios comunicacionales a todos los efectos procesales.
Que se evidencia la existencia de un siniestro de grandes proporciones que afecta gravemente tanto al medio ambiente como al sistema ecológico en general y que involucra un elevado costo en concepto de daños causados fuera del barco por la contaminación resultante del derrame procedente del barco. Que la existencia misma del siniestro, determina la responsabilidad objetiva del propietario tal como está establecido en el artículo III del Convenio Internacional sobre Responsabilidad Civil por Daños Causados por la Contaminación de las Aguas del Mar por Hidrocarburos.
Que el daño a los pescadores resultaba evidente e incuantificable, ya que ocasionó la merma en su productividad de forma inmediata sin tener como alimentarse, lo cual debe ser indemnizado solicitando así sea declarado.
La demanda fue estimada en las siguientes cantidades:
“1) La que resulte de las evaluaciones y experticias que formalmente solicito en este acto y la cual, a los solos efectos procesales, he estimado en la suma de VEINTE MILLONES DE DÓLARES DE LOS ESTADOS UNIDOS DE AMÉRICA (US$ 20.000.000,00), equivalentes a los solos efectos de dar cumplimiento a disposiciones de la legislación venezolana, a la rata de cambio vigente al día de hoy (Bs. 478 por dólar) a la cantidad de NUEVE MIL QUINIENTOS SESENTA MILLONES DE BOLÍVARES (Bs. 9.560.000.000,00).
2) Las costas y costos del presente procedimiento.”

Finalmente, fueron solicitadas las siguientes medidas preventivas:
1) Se procediera a oficiar a las empresas P.D.V. MARINA, C.A., LAGOVEN, MARAVEN y PETROLEOS DE VENEZUELA, P.D.V.S.A. para que informaran, en el plazo que le fuese fijado por el Tribunal, sobre el régimen de contratación de los buques tanques que prestan servicios de transporte de crudo en el país.
2) Se procediera a oficiar a los canales de televisión VENEVISIÓN CANAL 4, R.C.T.V. CANAL 2, TELEVEN CANAL 10 y CANAL 11 del Zulia para que a título de colaboración con la justicia procedieran a remitir al Tribunal el material fílmico del derrame petrolero ocasionado por el buque tanque PLATE PRINCESS.
3) Se dictara medida preventiva de embargo sobre el tanquero PLATE PRINCESS; solicitando se oficiara a la Armada y a la Capitanía de Puerto de Maracaibo para que impidiesen cualquier operación relacionada con el zarpe del tanquero; y a los fines de asegurar el acceso a los documentos y libros de la nave, incluyendo, pero no limitado a diarios de navegación y máquinas certificados, solicitó que el Tribunal ordenara la ocupación judicial de los mismos para su certificación en autos.
Por auto de fecha 7 de julio de 1997, (Folio 28, Cdno. Ppal. Nº 1) el Juzgado Cuarto de Primera Instancia en lo Civil, Mercantil y del Tránsito de la Circunscripción Judicial del Área Metropolitana de Caracas procedió a admitir por el procedimiento ordinario la demanda que por COBRO DE BOLÍVARES interpusiera el SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA en contra del Capitán del Buque Tanque PLATE PRINCESS, ciudadano SUBRA MANION, quién adicionalmente es Factor Mercantil del Propietario de la Nave. El tribunal igualmente ordena que se cite al Armador o Propietario del Tanque PLATE PRINCESS la firma GLAFKI MARITIME COMPANY, con domicilio en Atenas, Grecia. Se ordenó la apertura de un Cuaderno de Medidas.
Por auto del mismo 7 de julio de 1997, (Folio 1, Cdno. de Medidas) el Juzgado Cuarto de Primera Instancia en lo Civil, Mercantil y del Tránsito de la Circunscripción Judicial del Área Metropolitana de Caracas procedió a decretar Medida Preventiva de Embargo sobre bienes propiedad de la parte demandada y específicamente sobre el Buque Tanque PLATE PRINCESS hasta la cantidad de Diecinueve Millardos Ciento Cuarenta y Tres Millones Novecientos Mil Bolívares (Bs. 19.143.900.000,oo). Se designó Depositaria Judicial a la Firma R.C. C.A.. Se ordenó librar Mandamiento de Ejecución a cualquier Juez competente de la Jurisdicción del Estado Zulia.
En fecha 08 de julio de 1997, (Folio 12, Cdno. de Medidas) el Juzgado del Municipio Miranda de la Circunscripción Judicial del Estado Zulia, procedió a ejecutar la Medida de Embargo sobre el Buque Tanque “Plate Princess”.
Mediante diligencia de fecha 09 de julio de 1997, (Folio 29, Cdno. Ppal. Nº 1) el abogado Raúl Zamora Hernández consigna copia certificada del mandato que lo acredita como apoderado de la parte demandada en este juicio, y debidamente facultado para ello SE DA POR CITADO expresamente para todos los efectos del proceso.
Mediante diligencia de fecha 11 de julio de 1997, (Folio 04, Cdno. de Medidas) el abogado Raúl Zamora Hernández, representante judicial de la parte demandada, consigna copia certificada del documento por el cual el Banco Venezolano de Crédito se constituye en fiador solidario y principal pagador de su representado, para asegurar las resultas de cualquier acción judicial ante los Tribunales de la República, en razón de reclamos por daños en virtud del CONVENIO INTERNACIONAL SOBRE RESPONSABILIDAD CIVIL POR DAÑOS CAUSADOS POR LA CONTAMINACION DEL MAR POR HIDROCARBUROS, pidiendo que en razón a que la responsabilidad de su representada se encuentra limitada en los términos del Convenio señalado, se suspenda la medida de embargo .
Mediante escrito de fecha 14 de julio de 1997, (Folio 24, Cdno. de Medidas) la representación de la parte actora objetó la fianza presentada, alegando que el propietario del buque no puede valerse del derecho a la limitación que prevé el Convenio por haberse alegado expresamente la culpa del propietario del buque en el presente caso, además de considerarla insuficiente.
Mediante escrito de fecha 17 de julio de 1997, el abogado Raúl Zamora, (Folio 33, Cdno. de Medidas) obrando en nombre de su representado, la Sociedad Mercantil PLATE PRINCESS SHIPPING LTD, contra quien obra la medida de embargo, procede a hacer Oposición a la misma, solicitando sea revocada.
Por Auto de fecha 21 de julio de 1997, (Folio 37, Cdno. de Medidas), el Juzgado Cuarto de Primera Instancia en lo Civil, Mercantil y del Tránsito de la Circunscripción Judicial del Área Metropolitana de Caracas, vista la objeción a la Fianza, procedió a abrir una articulación probatoria de cuatro días para promover y evacuar pruebas.
En fecha 23 de julio de 1997, el abogado Raúl Zamora, (Folio 39, Cdno. de Medidas) mediante escrito presentado, en el cual actúa como apoderado de SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN y de la Sociedad Mercantil PLATE PRINCESS SHIPPING LTD, propietaria de la motonave PLATE PRINCESS, procede a promover pruebas con motivo de la objeción a la fianza.
Mediante diligencia de fecha 30 de julio de 1997, (Folio 32, Cdno. Ppal. Nº 1) la representación judicial de la parte actora solicitó la notificación oficial al FONDO INTERNACIONAL DE INDEMNIZACIÓN DE DAÑOS DEBIDOS A LA CONTAMINACIÓN POR HIDROCARBUROS de la acción que originó el presente proceso.
En fecha 12 de agosto de 1997, (Folio 33, Cdno. Ppal. Nº 1) el abogado RAÚL ZAMORA HERNÁNDEZ presentó escrito de oposición de Cuestiones Previas, de conformidad con lo previsto en el artículo 346 del Código de Procedimiento Civil, específicamente las previstas en los ordinales 1º referida a la incompetencia del Tribunal, 2º alegando la ilegitimidad de la persona del actor, 3º alegando la ilegitimidad de la persona que se presenta como representante del actor, ciudadano WISTON MEDINA, 6º referida al defecto de forma del libelo de demanda y 8º respecto a la prejudicialidad que deba resolverse en un proceso distinto.
Por auto de fecha 14 de agosto de 1997, (Folio 41, Cdno. Ppal. Nº 1) el Juzgado Cuarto de Primera Instancia en lo Civil, Mercantil y del Tránsito de la Circunscripción Judicial del Área Metropolitana de Caracas acordó notificar al FONDO INTERNACIONAL DE INDEMNIZACIÓN DE DAÑOS DEBIDOS A LA CONTAMINACIÓN POR HIDROCARBUROS en la persona de su apoderado judicial LUÍS COVA ARRIA.
En fecha 05 de noviembre de 1997, (Folio 42, Cdno. Ppal. Nº 1) la parte actora consignó escrito de observaciones referentes a las Cuestiones Previas promovidas por la parte demandada.
En fecha 10 de enero de 2000, (Folio 70, Cdno. Ppal. Nº 1) el abogado RAÚL ZAMORA HERNÁNDEZ, actuando como apoderado judicial de la parte demandada, consignó copia certificada de la decisión definitivamente firme proferida por el Juzgado Superior Octavo en lo Penal de la Circunscripción Judicial del Estado Zulia , con sede en Cabimas, mediante la cual REVOCÓ la detención judicial de su representado, ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, determinando “… que no surgen evidencias que comprometan ni aún en forma culposa su responsabilidad ya que dicho imputado no tuvo ingerencia (sic) en el derrame de hidrocarburos presentado…”.
Mediante auto de fecha 07 de abril de 2000, (Folio 76, Cdno. Ppal. Nº 1) el Juzgado Cuarto de Primera Instancia en lo Civil, Mercantil y del Tránsito de la Circunscripción Judicial del Área Metropolitana de Caracas, acuerda remitir el Expediente de la Causa a la Sala Político Administrativa del Tribunal Supremo de Justicia, por requerimiento de dicha Sala.
En fecha 29 de noviembre de 2002, (Vuelto del folio 77, Cdno. Ppal. Nº 1) fue devuelto por la Sala Político Administrativa del Tribunal Supremo de Justicia, el Expediente de la Causa, conjuntamente con Sentencia que declaró inadmisible la solicitud de avocación intentada por el Sindicato Único de Pescadores del Municipio Miranda del Estado Zulia, en fecha 08 de febrero de 2000.
Mediante diligencia de fecha 19 de septiembre de 2005, (Folio 101, Cdno. Ppal. Nº 1) presentada por la abogado YOISID MELENDEZ SIVIRA, actuando como apoderada judicial del SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, fue solicitada la notificación oficial al FONDO INTERNACIONAL DE INDEMNIZACIÓN DE DAÑOS CAUSADOS POR LA CONTAMINACIÓN DE HIDROCARBUROS, 1971, con sede en la ciudad de Londres, Inglaterra, a ser practicada en la persona de su director, a los fines de ponerle en conocimiento del proceso judicial incoado por dicho Sindicato, en contra del Capitán, Armador o Propietario del Buque Tanque PLATE PRINCESS, requiriendo a tales fines y para la remisión de las Cartas Rogatorias fuese designada como correo especial a la abogado CIELO FAIZ CALVO, coapoderada judicial de la actora. Dicho pedimento fue acordado por auto de fecha 22 de septiembre de 2005, (Folio 102, Cdno. Ppal. Nº 1).
Mediante diligencia de fecha 2 de diciembre de 2005, (Folio 116, Cdno. Ppal. Nº 1), la abogado Cielo Faiz Calvo, apoderada judicial del Sindicato Único de Pescadores del Municipio Miranda del Estado Zulia, consigna comunicación emitida por el Fondo Internacional de Indemnización de Daños Debido a la Contaminación por Hidrocarburos (FIDAC), conjuntamente con la boleta de notificación firmada en señal de recibido.
Mediante escrito de fecha 27 de julio de 2006, (Folio 120, Cdno. Ppal. Nº 1) el abogado IVÁN DARIO SABATINO PIZZOLANTE, apoderado judicial del ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, quién actúa con el carácter de Capitán de la motonave PLATE PRINCESS, propiedad de la Sociedad Mercantil PLATE PRINCESS SHIPPING LTD, procedió a consignar documento poder que acreditó la citada cualidad de Apoderado Judicial y la de los abogados que en dicho instrumento se mencionan, a los fines de que se les tenga como Apoderados de la parte demandada para todas las actuaciones del presente proceso. De igual manera, solicitó que el presente expediente fuese remitido al Tribunal de Primera Instancia Marítimo con competencia nacional y sede en la ciudad de Caracas, a los fines de la consecución de la causa, en virtud de haberse creado la Jurisdicción Marítima, de conformidad con lo establecido en los artículos 109 y 110 de la Ley Orgánica de los Espacios Acuáticos e Insulares y haber entrado en funcionamiento de conformidad con la Resolución Nº 2004-0010 de fecha 18 de agosto de 2004 emanada de la Sala Plena del Tribunal Supremo de Justicia, el Tribunal Superior Marítimo y el Tribunal de Primera Instancia Marítimo, ambos con sede en Caracas y con competencia nacional. Este pedimento fue acordado por el Juzgado Cuarto de Primera Instancia en lo Civil, Mercantil y del Tránsito de la Circunscripción Judicial del Área Metropolitana de Caracas, mediante auto de fecha 21 de noviembre de 2006, siendo recibido el presente expediente por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo en fecha 28 de noviembre de 2006, (Folio 136, Cdno. Ppal. Nº 1).
Por auto de fecha 5 de diciembre de 2006, (Folio 137, Cdno. Ppal. Nº 1) el Tribunal de Primera Instancia Marítimo se declaró competente para conocer de la presente causa, avocándose a la misma y estableciendo que el procedimiento a seguir es el establecido en el Decreto con Fuerza de Ley de Procedimiento Marítimo por lo que repuso la causa al estado de contestar al fondo de la demanda y oponer cuestiones previas, ordenando la notificación de todas las partes intervinientes en el presente juicio.
Mediante diligencia de fecha 7 de febrero de 2007, (Folio 164, Cdno. Ppal. Nº 1) la parte actora, visto que hasta la fecha no se había practicado la citación de la codemandada GLAFKY MARITIME COMPANY, ordenada en el auto de admisión de la demanda, solicitó al Tribunal de Primera Instancia Marítimo repusiera la causa al estado de practicar la citación de la codemandada antes referida.
Por Auto de fecha 8 de febrero de 2007, (Folio 165, Cdno. Ppal. Nº 1), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo, visto que no fue citada válidamente la Codemandada Glafki Maritime Company, domiciliada en Atenas, repone la causa para que se practique la citación de la sociedad mercantil antes mencionada. De igual forma, ordena notificar nuevamente al codemandado Capitán SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN y al FONDO INTERNACIONAL DE INDEMNIZACION DE DAÑOS DEBIDOS A LA CONTAMINACION POR HIDROCARBUROS (FIDAC).
Mediante diligencia de fecha 6 de junio de 2007, (Folio 198, Cdno. Ppal. Nº 1) la representación de la parte actora, de conformidad con lo dispuesto en el auto de fecha 8 de febrero de 2007, y a los fines de la continuación del procedimiento, solicita del Tribunal se sirva notificar al demandado SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, en la persona de cualesquiera de sus apoderados, en la siguiente dirección: Av. Francisco de Miranda, C/C Calle Élice. Edif. Centro Perú, Torre A, Piso 8, Ofic. 85. Caracas, Venezuela.
En fecha 20 de junio de 2007, (Folio 200, Cdno. Ppal. Nº 1) el ciudadano Raúl Márquez, portador de la cédula de identidad No. 15.314.574, en su carácter de Alguacil titular del Tribunal de Primera Instancia Marítimo, consigna boleta de notificación librada al Ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, en su carácter de capitán de la moto nave PLATE PRINCESS, en cualesquiera de sus apoderados, que fuera recibida y firmada por la ciudadana Neiva Sánchez, titular de la cédula de identidad No. 13.395.033, quién desempeña el cargo de secretaria de la oficina signada con el número 85, ubicada en la Avenida Francisco de Miranda con cruce Calle Élice, Edificio Centro Perú, Torre A, Piso 8, Caracas. De igual forma consigna boleta de de notificación (Folio 202, Cdno. Ppal. Nº 1) librada a la firma GLAFKY MARITIME COMPANY, en su carácter de armador o propietario del buque PLATE PRINCESS, en la persona de cualquiera de sus apoderados judiciales, que fuera recibida y firmada por la misma ciudadana Neiva Sánchez.
Por auto de fecha 22 de Junio de 2007, (Folio 204, Cdno. Ppal. Nº 1) el Tribunal de Primera Instancia Marítimo, resuelve practicar nuevamente la notificación del ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, mediante la boleta correspondiente de fecha 08 de febrero de 2007.
En fecha 21 de noviembre de 2007, (Folio 212, Cdno. Ppal. Nº 1) se avocó al conocimiento de la causa la Juez Tania Barrios Parra, en virtud de haber sido designada Juez Temporal del Tribunal de Primera Instancia Marítimo por la Comisión Judicial del Tribunal Supremo de Justicia, según oficio No. CJ-07-2540 del 09 de noviembre de 2007.
Mediante diligencia de fecha 21 de noviembre de 2007, (Folio 213, Cdno. Ppal. Nº 1) el Abogado Alfonso Rubio Machado, apoderado de la parte actora, consigna Boleta de Notificación al Fondo Internacional de Indemnización de Daños Debidos a la Contaminación por Hidrocarburos (FIDAC), debidamente practicada en fecha 13 de marzo de 2007 en la persona de su Director Willem Oosterveen, así como la carta emanada de la Sección Consular de la Embajada de la República Bolivariana de Venezuela en Londres.
Por auto de fecha 27 de noviembre de 2007, (Folio 216, Cdno. Ppal. Nº 1) el Tribunal de Primera Instancia Marítimo, resuelve, visto que la notificación realizada según boleta consignada por el ciudadano Raúl Márquez, Alguacil titular del Tribunal de Primera Instancia Marítimo, el 13 de agosto de 2007, fue recibida y firmada por la ciudadana Neiva Sánchez, quién desempeña el cargo de secretaria en la dirección suministrada por el apoderado de la parte actora, y vista que la mencionada dirección no consta en autos como domicilio procesal de la parte demanda, además de que la mencionada ciudadana no está acreditada como apoderada judicial del referido ciudadano, resuelve ordenar que la notificación sea realizada conforme a lo indicado en la ley adjetiva civil, en su domicilio procesal.
Mediante diligencia de fecha 30 de noviembre de 2007, (Folios 218, Cdno. Ppal. Nº 1) el abogado Carlos Víctor Sánchez Parra, apoderado de la parte actora, solicitó al tribunal, visto que no se conoce el domicilio procesal del codemandado en autos ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, ordenara su notificación de conformidad con lo establecido en el artículo 233 del Código Procedimiento Civil en concatenación con el artículo 174 ejusdem, con el fin de la continuación del juicio.
Por auto de fecha 04 de diciembre de 2007, (Folios 217, Cdno. Ppal. Nº 1) el Tribunal de Primera Instancia Marítimo acuerda, en consecuencia, librar Cartel de Notificación de la parte codemandada, ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, de nacionalidad Hindú, titular del pasaporte No. B-2038280, domiciliado en la Ciudad de Bombay, India, en su carácter de Capitán del Buque PLATE PRINCESS, en la persona de cualesquiera de sus apoderados judiciales, para que el término de 10 días de despacho siguientes, una vez conste en autos la publicación del cartel y una vez transcurrido tres días de despacho, contados a partir de concluido el lapso anterior, se reanudará el curso de la causa conforme a lo establecido en el artículo 233 ejusdem. Por Auto de fecha 4 de diciembre de 2007, el Tribunal acordó lo solicitado y ordenó librar Cartel de Notificación de la parte Codemandada Ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN en su carácter de Capitán del Buque Tanque PLATE PRINCESS en la persona de cualesquiera de sus apoderados judiciales.
Mediante diligencia de fecha 05 de diciembre de 2007, el abogado Carlos Víctor Sánchez Parra, apoderado de la parte actora, solicitó al tribunal se le haga entrega del Cartel de Notificación del codemandado de autos, a los fines de su publicación.
Mediante diligencia de fecha 10 de diciembre de 2007, (Folios 221, Cdno. Ppal. Nº 1) el abogado Carlos Víctor Sánchez Parra, apoderado de la parte actora, consigna Cartel de Notificación librado al codemandado de autos SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, a los fines de que surta los efectos legales consiguientes.
En fecha 4 de abril de 2008, (Folios 240 al 889, Cdno. Ppal. Nº 2) fue presentado por la representación judicial del SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, escrito de Reforma del Libelo de Demanda, el cual fue admitido por auto de fecha 8 de abril de 2008 (Folio 892, Cdno. Ppal. Nº 2), ordenando la citación del FONDO INTERNACIONAL DE INDEMNIZACIÓN DE DAÑOS CAUSADOS POR LA CONTAMINACIÓN DE HIDROCARBUROS, 1971, en su carácter de codemandado, razón por la cual en fecha 9 de abril de 2008, la abogado CIELO FAIZ CALVO, apoderada judicial de la parte actora solicitó se repusiera la causa al estado de admitir la reforma de la demanda y así subsanar el error material involuntario en que incurrió el Tribunal de Primera Instancia Marítimo al ordenar la citación del FIDAC, por cuanto su representado sólo demandó al ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, en su carácter de Capitán del Buque Tanque PLATE PRINCESS y factor mercantil de la sociedad PLATE PRINCESS SHIPPING LTD, propietaria del Buque PLATE PRINCESS, ya que respecto al FIDAC, sólo invocó su obligación de indemnizar a las víctimas como una suerte de segundo nivel de pago. Este pedimento fue acordado por auto de fecha 10 de abril de 2008, declarándose la nulidad del auto de fecha 08 de abril de 2008 y reponiéndose la causa a la oportunidad de dictarse nuevo auto de admisión (Folio 905, Cdno. Ppal. Nº 3).
Por auto de fecha 10 de abril de 2008, (Folio 908, Cdno. Ppal. Nº 3) el Tribunal de Primera Instancia Marítimo, ADMITE el escrito de reforma del libelo de demanda de fecha 04 de abril de 2008, presentado por las Abogadas CIELO FAIZ CALVO y LORENA RIVAS, actuando en su carácter de apoderadas judiciales del SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, concediéndose al demandado, ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, Capitán del Buque Tanque PLATE PRINCESS, en su carácter de factor mercantil de la sociedad PLATE PRINCESS SHIPPING LTD, propietaria del B/T PLATE PRINCESS, otros veinte (20) días de despacho, a fin de que dé contestación a la demanda y, de considerarlo pertinente, oponga las cuestiones previas. Se fijó además como término de distancia para la contestación treinta (30) días continuos, por estar domiciliado el demandado en la ciudad de Bombay, India.
En fecha 12 de junio de 2008, (Folios 909 al 952, Cdno. Ppal. Nº 3) fue presentado escrito de contestación a la reforma de la demanda por los apoderados judiciales del FIDAC, alegando entre sus defensas de fondo la extemporaneidad de las notificaciones efectuadas al FIDAC y caducidad de las acciones intentadas en su contra, la falta de cualidad de la actora para intentar este juicio, expresaron su rechazo total a la demanda y la improcedencia de la misma por no existir nexo de causalidad entre el siniestro del PLATE PRINCESS y la pérdida alegada por la actora.
Asimismo, en fecha 12 de junio de 2008, (Folios 953 al 1.124, Cdno. Ppal. Nº 3) la representación judicial de la parte demandada, ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, Capitán del Buque Tanque PLATE PRINCESS, procedió a dar contestación a la reforma del libelo de demanda, oponiendo de manera conjunta las defensas previas y de fondo. Entre las defensas perentorias que debían ser resueltas como punto previo a cualquier otro aspecto de forma o de fondo esa representación señaló que el derecho de la parte actora a demandar a su representado había prescrito y que además el presente juicio estaba extinguido por efecto de la perención de la instancia. Asimismo, opuso las cuestiones previas previstas en los ordinales 3º y 6º del artículo 346 del Código de Procedimiento Civil. Finalmente, entre sus defensas de fondo alegaron la violación del derecho constitucional de su representado a un debido proceso, la falta de cualidad de la parte actora para sostener el presente juicio. Rechazando todos y cada uno de los motivos de hecho y de derecho en que se fundamenta la pretensión deducida de la demanda, desconoció e impugnó las pruebas presentadas por la actora.
En fecha 27 de junio de 2008, (Folios 1.131 al 1.167, Cdno. Ppal. Nº 3) la abogado CIELO FAIZ CALVO, actuando en su carácter de apoderada judicial de la parte actora, SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, presentó escrito mediante el cual procedió a contestar las cuestiones previas opuestas por la representación judicial de la parte demandada, solicitando que las mismas fuesen declaradas sin lugar e indicó al Tribunal que al momento en que fue presentada y admitida la reforma del libelo de la demanda no había comenzado a transcurrir ningún lapso correspondiente al término de distancia ni de emplazamiento, ya que no se había integrado la relación jurídico procesal con todas las partes por estar pendiente la citación de GLAFKI MARITIME COMPANY y estando las partes a derecho y ser reformada la demanda excluyendo a la empresa antes mencionada no era posible conceder un lapso de emplazamiento adicional de otros 20 días de Despacho, ya que no había comenzado a correr ningún lapso preclusivo. En esa misma fecha la referida profesional del Derecho presentó escrito impugnando el poder consignado por los representantes del FONDO y contradiciendo las defensas previas de caducidad de la acción y falta de cualidad del actor, opuestas para ser resueltas como punto previo a la sentencia de merito (Folios 1.168 al 1.185, Cdno. Ppal. Nº 3).
Mediante diligencia de fecha 30 de junio de 2008, (Folio 1.187, Cdno. Ppal. Nº 3), el abogado FRANKLIN ELIOTH GARCÍA solicitó sea declarada la perención en el presente juicio.
Por auto de fecha 1º de julio de 2008, (Folio 1.189, Cdno. Ppal. Nº 3), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo negó la procedencia del planteamiento solicitado por la parte actora con respecto al lapso de emplazamiento.
Mediante auto de fecha 2 de julio de 2008, (Folio 1.191, Cdno. Ppal. Nº 3), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo declaró improcedente la solicitud de la parte demandada acerca de que fuera declarada la extinción del juicio por haber operado la perención de la instancia.
En fecha 3 de julio de 2008, (Folio 1.195, Cdno. Ppal. Nº 3), los apoderados judiciales del FIDAC, presentaron escrito rechazando en todas sus partes el escrito presentado en fecha 27 de junio de 2008 por la parte actora mediante el cual contradijo las defensas opuestas por el FIDAC e impugnó el poder que acredita la representación de los apoderados judiciales del FIDAC LUÍS COVA ARRIA, HENRY MORIAN PIÑERO y PATRICIA MARTÍNEZ.
Mediante diligencia de fecha 3 de julio de 2008, (Folio 1.206, Cdno. Ppal. Nº 3), el abogado ALFONSO RUBIO MACHADO, actuando como apoderado judicial de la parte actora apeló de la decisión dictada por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo que negó la procedencia del planteamiento solicitado por su representada con respecto al lapso de emplazamiento. Dicha apelación fue oída en un solo efecto mediante auto de fecha 9 de julio de 2008, (Folio 1.219, Cdno. Ppal. Nº 3).
En fecha 7 de julio de 2008, (Folio 1.207, Cdno. Ppal. Nº 3), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo se pronunció respecto a la impugnación del poder presentado por los abogados LUÍS COVA ARRIA y HENRY MORIAN PIÑERO, apoderados judiciales del FIDAC, realizada por la parte actora, declarando improcedente dicha impugnación.
Mediante diligencia de fecha 8 de julio de 2008, (Folio 1.217, Cdno. Ppal. Nº 3), el abogado RICARDO BARONI UZCATEGUI, apoderado judicial del demandado, apeló de la decisión dictada en fecha 2 de julio de 2008, dictada por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo mediante la cual declaró improcedente la solicitud de la parte demandada acerca de que fuera declarada la extinción del juicio por haber operado la perención de la instancia. Dicha apelación fue oída en un solo efecto mediante auto de fecha 10 de julio de 2008, (Folio 1.223, Cdno. Ppal. Nº 3).
En fecha 8 de julio de 2008, (Folio 1.218, Cdno. Ppal. Nº 3), la representación judicial de la parte actora apeló de la decisión dictada por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo en fecha 7 de julio de 2008 a través de la cual declaró sin lugar la impugnación del instrumento poder consignado por la representación judicial del FIDAC. Dicha apelación fue oída en un solo efecto mediante auto de fecha 15 de julio de 2008, (Folio 1.232, Cdno. Ppal. Nº 4).
En fecha 18 de julio de 2008, (Folio 1.242 al 1.307, Cdno. Ppal. Nº 4) el abogado FRANKLIN ELIOTH GARCÍA RODRIGUEZ, apoderado judicial de la parte demandada SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, en su carácter de capitán del buque PLATE PRINCESS, propiedad de la sociedad mercantil PLATE PRINCESS SHIPPING LTD., presentó escrito de contestación de la demanda, en el que opuso la prescripción y la perención como defensas perentorias a ser resueltas como punto previo a cualquier otro aspecto de forma o de fondo; asimismo, opuso las cuestiones previas previstas en los numerales 3º y 6º del artículo 346 del Código de Procedimiento Civil; y entre sus defensas de fondo alegó la violación del derecho constitucional de su representado a un debido proceso, la falta de cualidad de la parte actora para sostener el presente juicio. Rechazando todos y cada uno de los motivos de hecho y jurídicos en que se fundamenta la pretensión deducida de la demanda, desconoció e impugnó las pruebas presentadas por la actora.
En fecha 18 de julio de 2008, (Folios 1.308 al 1.349, Cdno. Ppal. Nº 4) fue presentado escrito de contestación a la reforma de la demanda por los apoderados judiciales del FIDAC, alegando entre sus defensas la extemporaneidad de las notificaciones efectuadas al FIDAC y caducidad de las acciones intentadas en su contra, la falta de cualidad de la actora para intentar este juicio, expresaron su rechazo total a la demanda y la improcedencia de la misma por no existir nexo de causalidad entre el siniestro del PLATE PRINCESS y la pérdida alegada por la actora. También alegaron la improcedencia de la experticia solicitada por la parte actora para estimar la supuesta pérdida demandada.
Mediante escrito de fecha 28 de julio de 2008, (Folios 1.359 al 1.371, Cdno. Ppal. Nº 4) los abogados CIELO FAIZ CALVO y ALFONSO RUBIO MACHADO, apoderados judiciales de la parte actora, presentaron escrito de contradicción a las defensas opuestas por el FIDAC. En esa misma fecha, (Folios 1.372 al 1.426, Cdno. Ppal. Nº 4) los referidos abogados presentaron igualmente escrito de contradicción a las Cuestiones Previas y de Fondo opuestas por los representantes del demandado, ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, Capitán del Buque Tanque PLATE PRINCESS.
Mediante sentencia de fecha 5 de agosto de 2008, (Folios 1.437 al 1.459, Cdno. Ppal. Nº 4) dictada por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo, dicho Juzgado declaró SIN LUGAR las Cuestiones Previas previstas en el artículo 346 del Código de Procedimiento Civil en los ordinales 3º, referido a la ilegitimidad de la persona que se presente como apoderado o representante del actor, 6º, referente al incumplimiento del ordinal 5º y 7º del artículo 340 ejusdem. En fecha 6 de agosto de 2008, (Folio 1.461, Cdno. Ppal. Nº 4), la representación judicial de la parte actora solicitó salvar las omisiones y rectificar los errores de referencia así como aclaratoria del fallo antes mencionado, de conformidad con lo establecido en el artículo 252 del Código de Procedimiento Civil, lo cual fue resuelto por auto de fecha 7 de agosto de 2008, (Folios 1.462 al 1.465, Cdno. Ppal. Nº 4).
Por auto de fecha 6 de agosto de 2008, (Folio 1.460, Cdno. Ppal. Nº 4), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo, dejó establecido los lapsos referentes a las pruebas según el procedimiento marítimo vigente.
En fecha 7 de agosto de 2008, (Folios 1.466 al 1.470, Cdno. Ppal. Nº 4), el abogado HENRY MORIAN PIÑERO, apoderado judicial del FIDAC, presentó escrito mediante el cual solicitó fuese declarada con lugar la Cuestión Previa referida a la Caducidad de la Acción. En tal sentido, mediante auto de fecha 11 de agosto de 2008, (Folio 1.475, Cdno. Ppal. Nº 5), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo se pronunció estableciendo que sería en la oportunidad de dictar la sentencia definitiva en la presente causa y previo al fondo del asunto debatido que se pronunciaría en cuanto a la defensa de la Caducidad de la Acción opuesta por el FIDAC.
En fecha 12 de agosto de 2008, (Folios 1.476 al 1.479, Cdno. Ppal. Nº 5), el abogado RICARDO BARONI, actuando como apoderado judicial del demandado ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, Capitán del Buque Tanque PLATE PRINCESS, presentó escrito de promoción de pruebas de acuerdo con lo establecido en los artículos 9 y 10 del Decreto con Fuerza de Ley de Procedimiento Marítimo, solicitando se le ordenara a la parte actora la exhibición de diversos documentos.
Mediante escrito presentado en fecha 12 de agosto de 2008, (Folios 1.480 al 1.501, Cdno. Ppal. Nº 5), la representación judicial de la parte actora realizó consideraciones en contra del auto dictado en fecha 6 de agosto de 2008 acerca de la etapa probatoria en Primera Instancia, ratificando en el mismo escrito las documentales y testimoniales presentadas con el libelo de reforma de demanda. Por auto de fecha 14 de agosto de 2008, (Folios 1.502 al 1.505, Cdno. Ppal. Nº 5), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo, indicó acerca de las consideraciones realizadas por la actora, que en la actividad probatoria de las partes era el establecido en el auto de fecha 6 de agosto de 2008, que adicionalmente no había sido objeto de apelación en la oportunidad respectiva. En esa misma fecha, (Folio 1.506, Cdno. Ppal. Nº 5), el abogado ALFONSO RUBIO, apoderado judicial de la parte actora apeló del auto de fecha 14 de agosto de 2008 antes mencionado. Dicha apelación fue oída en un solo efecto por auto de fecha 25 de septiembre de 2008, (Folio 1.533, Cdno. Ppal. Nº 5).
En fecha 14 de agosto de 2008, (Folio 1.512, Cdno. Ppal. Nº 5), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo recibió copia certificada de la sentencia dictada en fecha 7 de agosto de 2008 por este Tribunal Superior Marítimo, mediante la cual le impartió la homologación al desistimiento del recurso ordinario de apelación interpuesto por la representación judicial de la parte actora en contra de la decisión dictada por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo en fecha 7 de julio de 2008 mediante la cual declaró sin lugar la impugnación del instrumento poder consignado por la representación judicial del FIDAC.
Mediante decisión de fecha 16 de septiembre de 2008, (Folios 69 al 73, Cdno. de Medidas) el Tribunal de Primera Instancia Marítimo declara CON LUGAR la oposición a la medida de embargo preventivo sobre el buque PALTE PRINCESS. Condenando en Costas a la parte actora.
En fecha 16 de septiembre de 2008, (Folio 1.516, Cdno. Ppal. Nº 5), la representación judicial de la parte actora realizó oposición a la admisión de la prueba de exhibición de documentos solicitada y promovida por la parte demandada según escrito de fecha 12 de agosto de 2008. Dicha oposición fue ratificada mediante escrito presentado por esa representación judicial en fecha 18 de septiembre de 2008, (Folios 1.518 al 1.530, Cdno. Ppal. Nº 5).
Mediante escrito presentado en fecha 21 de septiembre de 2008, (Folios 1.531 al 1.532, Cdno. Ppal. Nº 5), la parte actora, a los fines de fijar los límites de la controversia, convino en algunos de los hechos que trata de probar la contraparte, de modo que no fuesen objeto de prueba ni fuesen considerados contradichos.
En fecha 25 de septiembre de 2008, (Folio 1643, Cdno. Ppal. Nº 5), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo, recibió expediente Nº 2008-000138 proveniente de este Tribunal Superior Marítimo, contentivo de la homologación al desistimiento declarada en fecha 7 de agosto de 2008 por este Tribunal del recurso de apelación interpuesto en fecha 8 de julio de 2008 por la representación judicial de la parte actora en contra de la decisión dictada por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo en fecha 7 de julio de 2008 en el presente juicio.
En fecha 25 de septiembre de 2008, (Folios 1.644 al 1.649, Cdno. Ppal. Nº 5) el Tribunal de Primera Instancia Marítimo declaró inadmisible las pruebas de exhibición promovidas por la parte demandada mediante escrito de fecha 12 de agosto de 2008, por no cumplir estas con los requisitos de admisibilidad exigidos por el artículo 436 del CPC,
Mediante diligencia presentada en fecha 30 de septiembre de 2008, (Folio 1.652, Cdno. Ppal. Nº 5) el abogado RICARDO BARONI, apoderado judicial de la parte demandada, presentó diligencia apelando del auto Dictado en fecha 25 de septiembre de 2008 por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo.
En fecha 30 de septiembre de 2008, (Folio 1.653, Cdno. Ppal. Nº 5) el Tribunal de Primera Instancia Marítimo fijó la oportunidad para la celebración de la audiencia preliminar para el día 6 de octubre de 2008, la cual se llevó a cabo en la fecha indicada, (Folios 1.655 al 1.665, Cdno. Ppal. Nº 5) en presencia de la representación judicial de la parte actora, SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, así como de la parte demandada, ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, en su carácter de capitán del Buque PLATE PRINCESS, propiedad de la sociedad mercantil PLATE PRINCESS SHIPPING LTD., y los apoderados judiciales del FONDO INTERNACIONAL DE INDEMNIZACIÓN DE DAÑOS DEBIDOS A LA CONTAMINACIÓN POR HIDROCARBUROS DE 1971 (FIDAC).
Mediante escrito presentado en fecha 6 de octubre de 2008, (Folios 1.666 al 1.671, Cdno. Ppal. Nº 5) los abogados HENRY MORIAN PIÑERO y LUÍS COVA ARRIA, apoderados judiciales del FIDAC, presentaron escrito de consideraciones a los hechos controvertidos.
En fecha 7 de octubre de 2008, (Folio 1.674, Cdno. Ppal. Nº 5), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo recibió Oficio Nº TSM-CN/189-08 proveniente de este Tribunal por medio del cual se le remitió copia certificada de la decisión dictada por este Tribunal en fecha 6 de octubre de 2008, a través de la cual le impartió la homologación al desistimiento del recurso de apelación interpuesto por la parte actora en fecha 3 de julio de 2008 en contra del auto dictado por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo en fecha 1º de julio de 2008 en el presente juicio.
En fecha 8 de octubre de 2008, (Folios 1.680 al 1.697, Cdno. Ppal. Nº 5), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo fijó los términos de la controversia, de conformidad con lo establecido en el artículo 868 del Código de Procedimiento Civil.
Mediante escrito presentado en fecha 8 de octubre de 2008, (Folios 1.698 al 1.702, Cdno. Ppal. Nº 5), el abogado ALFONSO RUBIO MACHADO, apoderado judicial de la parte actora, presentó escrito de consideraciones relativas a la audiencia preliminar.
En fecha 27 de octubre de 2008, (Folio 1.705, Cdno. Ppal. Nº 5), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo recibió Oficio Nº TSM-CN/215-08 proveniente de este Tribunal mediante el cual se le remitió copia certificada de la decisión dictada por este Tribunal en fecha 24 de octubre de 2008, por conducto de la cual le impartió la homologación al desistimiento del recurso de apelación interpuesto por la parte actora en fecha 14 de agosto de 2008 en contra de la decisión dictada en esa misma fecha por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo en el presente juicio.
En fecha 28 de octubre de 2008, (Folio 1.713, Cdno. Ppal. Nº 5), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo fijó la oportunidad para la celebración de la audiencia definitiva para el día 18 de noviembre de 2008.
Mediante escrito presentado en fecha 28 de octubre de 2008, (Folios 1.716 al 1.723, Cdno. Ppal. Nº 5), la representación judicial de la parte actora, presentó escrito de promoción de pruebas de informes y experticia, fundamentando dicha promoción en el artículo 868 del CPC.
En fecha 31 de octubre de 2008, (Folios 1.727 al 1.728, Cdno. Ppal. Nº 6), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo declaró inadmisibles por extemporáneas, las pruebas de informes y experticia promovidas por la parte actora.
En fecha 07 de noviembre de 2008, (Folio 1.730 Cdno. Ppal. Nº 6), fue diferida la oportunidad fijada para la celebración de la audiencia pautada para el día 18 de noviembre de 2008, fijándola para que tuviese lugar el día 4 de diciembre de 2008.
En fecha 10 de noviembre de 2008, (Folio 1.731, Cdno. Ppal. Nº 6), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo visto que en fecha 4 de noviembre de 2008 recibió las resultas de la apelación interpuesta en fecha 8 de julio de 2008 por la parte demandada en contra de la decisión dictada por ese Tribunal en fecha 2 de julio de 2008, ordenó la apertura de un cuaderno separado contentivo de dicha apelación de fecha 2 de 2008.
En fecha 10 de noviembre de 2008, (Folio 1.785, Cdno. Ppal. Nº 6), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo, recibió expediente Nº 2008-000156 proveniente de este Tribunal Superior Marítimo, contentivo de la homologación al desistimiento impartida en fecha 24 de octubre de 2008 por este Tribunal del recurso de apelación interpuesto en fecha 14 de agosto de 2008 por la representación judicial de la parte actora en contra de la decisión dictada en esa misma fecha por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo en el presente juicio.
Mediante escrito presentado en fecha 18 de noviembre de 2008, (Folios 1.786 al 1.867, Cdno. Ppal. Nº 6), la representación judicial del FIDAC, presentó escrito de promoción de pruebas en primera instancia, el cual fue rechazado por la parte actora mediante diligencia presentada en fecha 21 de noviembre de 2008, (Folio 1868, Cdno. Ppal. Nº 6).
En fecha 24 de noviembre de 2008, (Folios 1869 al 1.872, Cdno. Ppal. Nº 6), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo declaró inadmisible por extemporánea la prueba documental y de testigos promovida por el FIDAC.
Mediante escrito presentado en fecha 26 de noviembre de 2008, (Folios 1.873 al 1.880, Cdno. Ppal. Nº 6), por el abogado IVÁN DARÍO SABATINO PIZZOLANTE, actuando como apoderado judicial de la sociedad mercantil PLATE PRINCESS SHIPPING LTD., propietaria de la M/N PLATE PRINCESS y del ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, en su carácter de Capitán de la M/N PLATE PRINCESS, promovió de acuerdo a lo establecido en el artículo 74 de la Ley de Comercio Marítimo, la Constitución del Fondo de Limitación de Responsabilidad del Armador del Buque Tanque PLATE PRINCESS.
En fecha 1º de diciembre de 2008, (Folio 1.881, Cdno. Ppal. Nº 6), el abogado HENRY MORIAN PIÑERO, actuando en su condición de apoderado judicial del FIDAC, apeló de la decisión dictada por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo en fecha 24 de noviembre de 2008. Dicha apelación fue oída en un sólo efecto mediante auto de fecha 8 de diciembre de 2008, (Folio 1.899, Cdno. Ppal. Nº 6).
Mediante decisión dictada en fecha 1º de diciembre de 2008, (Folios 1.882 al 1.894, Cdno. Ppal. Nº 6) el Tribunal de Primera Instancia Marítimo negó la solicitud de inicio de un procedimiento con el objeto de constituir el Fondo de Limitación de Responsabilidad, realizada en fecha 26 de noviembre de 2008 por la representación judicial de la parte demandada; en esa misma fecha y por auto separado el Tribunal de Primera Instancia a los fines de que transcurriera el lapso para ejercer los recursos que la parte demandada considerara pertinentes difirió la audiencia oral para el día 18 de diciembre de 2008, (Folio 1.896, Cdno. Ppal. Nº 6). En fecha 5 de diciembre de 2008, (Folio 1.897, Cdno. Ppal. Nº 6) el abogado RICARDO BARONI, apoderado judicial de la parte demandada, presentó diligencia apelando de la decisión antes mencionada. Dicha apelación fue oída en un sólo efecto mediante auto de fecha 12 de diciembre de 2008, (Folios 1.903 al 1.904, Cdno. Ppal. Nº 6).
En fecha 15 de diciembre de 2008, (Folio 1.909, Cdno. Ppal. Nº 6) el Tribunal de Primera Instancia Marítimo difirió la audiencia pautada para el día 18 de diciembre de 2008, fijándose una nueva oportunidad para el día 15 de enero de 2009.
En fecha 12 de enero de 2009, (Folios 1.910 al 1.945, Cdno. Ppal. Nº 6) el abogado RICARDO BARONI, apoderado judicial del ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, en su carácter de Capitán del buque PLATE PRINCESS, propiedad de la sociedad mercantil PLATE PRINCESS SHIPPING LTD, presentó escrito denunciando a la parte actora por la comisión de un fraude procesal. En fecha 12 de enero de 2009, (Folio 1.947, Cdno. Ppal. Nº 6) el Tribunal de Primera Instancia Marítimo ordenó a la parte actora contestar al día siguiente a esa fecha el reclamo de fraude procesal interpuesto por la parte demandada.
Mediante diligencia de fecha 13 enero de 2009, (Folio 1.950, Cdno. Ppal. Nº 6) el abogado ALFONSO RUBIO MACHADO, apoderado judicial de la parte actora, consignó recaudos que constituían la excepción a que hace referencia el artículo 434 del Código de Procedimiento Civil. Por auto de fecha 14 de enero de 2009, (Folio 1.992, Cdno. Ppal. Nº 7), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo indicó que respecto al valor probatorio de las documentales consignadas por la actora según lo previsto en el artículo 434 del Código de Procedimiento Civil, se pronunciaría en la sentencia definitiva.
En fecha 13 de enero de 2009, (Folios 28 al 32, Cdno. Fraude Procesal Nº 1), la parte actora presentó escrito de contestación a la incidencia de Fraude Procesal planteada por la parte demandada.
En fecha 14 de enero de 2009, (Folios 34 al 35, Cdno. Fraude Procesal Nº 1), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo indicó que la incidencia de Fraude Procesal sería resuelta en la sentencia definitiva.
Mediante escrito presentado en fecha 14 de enero de 2009, (Folios 36 al 41, Cdno. Fraude Procesal Nº 1), la parte actora solicitó fuese declarada la improcedencia del Fraude Procesal denunciado por el demandado.
En fecha 14 de enero de 2009, (Folios 42 al 43, Cdno. Fraude Procesal Nº 1), el abogado HENRY MORIAN PIÑERO, apoderado judicial del FIDAC, presentó escrito donde solicitó fuese suspendida la audiencia oral. En cuanto a dicho pedimento, el Tribunal de Primera Instancia Marítimo por auto de fecha 15 de enero de 2009, (Folio 44, Cdno. Fraude Procesal Nº 1), ratificó que la incidencia de Fraude Procesal sería resuelta en la sentencia definitiva.
En fecha 15 de Enero de 2009, (Folio 80, Cdno. de Medidas) la abogada Cielo Faiz Calvo, apoderada judicial de la parte actora, presentó diligencia desistiendo de las razones, argumentos y petitum contenido en el escrito fechado el 14 de julio de 1997, el cual corre inserto en los folios 24 al 31, por cuanto en el estado en que se encuentra el presente juicio carece de objeto lo allí solicitado.
En fecha 15 de enero de 2009, (Folios 1.994 al 1.996, Cdno. Ppal. Nº 7) se llevó a cabo la celebración de la Audiencia Definitiva en Primera Instancia. Mediante auto de fecha 16 de enero de 2009, fue fijada para el día 22 de enero de 2009, la continuación de la Audiencia o Debate Oral, (Folio 1.998, Cdno. Ppal. Nº 7).
Mediante escrito presentado en fecha 16 de enero de 2009, (Folios 2.001 al 2.005, Cdno. Ppal. Nº 7) la representación judicial del SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, realizó consideraciones a la Audiencia Oral.
Mediante auto dictado en fecha 19 de enero de 2009, (Folios 2.006 al 2.007, Cdno. Ppal. Nº 7) el Tribunal de Primera Instancia Marítimo declaró improcedente la apertura de un procedimiento incidental solicitado por la parte actora en el escrito de consideraciones relativas a la audiencia oral.
En fecha 22 de enero de 2009, (Folio 2.008, Cdno. Ppal. Nº 7) la representación judicial de la parte actora solicitó disciplinaria del abogado LUÍS COVA ARRIA, coapoderado del FIDAC. Acerca de tal solicitud, el Tribunal de Primera Instancia Marítimo por auto de fecha 23 de enero de 2009, (Folio 2.062, Cdno. Ppal. Nº 7) apercibió al apoderado del FIDAC, a tenor de lo dispuesto en el artículo 171 del Código de Procedimiento Civil, para que se abstuviese en lo sucesivo de repetir la falta alegada por la actora.
En fecha 22 de enero de 2009, (Folios 2.026 al 2.028, Cdno. Ppal. Nº 7) tuvo lugar la continuación de la Audiencia o Debate Oral. En fecha 23 de enero de 2009, (Folio 2.058, Cdno. Ppal. Nº 7) fue fijada para el día 27 de enero de 2009, la continuación de la Audiencia o Debate Oral.
Mediante escrito presentado en fecha 23 de enero de 2009, (Folios 45 al 49, Cdno. de Incidencia de Fraude Procesal Nº 1), la representación judicial de la parte demandada solicitó al Tribunal de Primera Instancia Marítimo se hiciera uso del artículo 15 de la Ley de Procedimiento Marítimo y se dictare una providencia en relación a la denuncia de Fraude Procesal con el objeto de que se ordenara la evacuación de la prueba de experticia grafotécnica. Tal pedimento fue solicitado igualmente por la representación judicial del FIDAC, (Folios 50 al 52, Cdno. de Incidencia de Fraude Procesal Nº 1). Tales pedimentos fueron negados mediante auto de fecha 26 de enero de 2009, (Folios 53 al 55, Cdno. de Incidencia de Fraude Procesal Nº 1), por considerar el Tribunal que no era necesario dictar auto para mejor proveer en el presente juicio, a los fines de resolver la incidencia de Fraude Procesal.
En fecha 26 de enero de 2009, (Folios 56 al 71, Cdno. de Incidencia de Fraude Procesal Nº 1), el abogado RICARDO BARONI, apoderado judicial del ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, en su carácter de Capitán del buque PLATE PRINCESS, propiedad de la sociedad mercantil PLATE PRINCESS SHIPPING LTD, presentó escrito solicitando la prolongación de la audiencia oral, así como del tiempo para realizar las exposiciones. En fecha 27 de enero de 2009, (Folios 72 al 73, Cdno. de Incidencia de Fraude Procesal Nº 1), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo consideró improcedente el pedimento antes señalado realizado por la parte demandada solicitante del procedimiento incidental de Fraude Procesal.
En fecha veintisiete 27 de enero de 2009, (Folios 2.065 al 2.095, Cdno. Ppal. Nº 7), tuvo lugar la continuación de la audiencia o debate oral.
Mediante sentencia publicada en fecha 5 de febrero de 2009, (Folios 2.174 al 2.248, Cdno. Ppal. Nº 7), el Tribunal de Primera Instancia Marítimo declaró:
“PRIMERO: Declara CON LUGAR la demanda incoada por el SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA en contra de SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, de nacionalidad hindú, mayor de edad, titular del pasaporte de la India Nº B-2038280, domiciliado en la ciudad de Bombay, India, en su carácter de capitán del buque PLATE PRINCESS, propiedad de la sociedad mercantil PLATE PRINCESS SHIPPING LTD, domiciliada en Valleta, Malta, y ORDENA que sean pagados los daños, cuyo monto será determinado en la experticia complementaria del fallo, que se ordenará en el Punto Tercero de este dispositivo.
SEGUNDO: Ordena que el Fondo Internacional de Indemnización de Daños causados por la Contaminación de Hidrocarburos, creado según el Convenio Internacional de Constitución de un Fondo Internacional de Indemnización de Daños Causados por la Contaminación de Hidrocarburos de 1971, conforme a los mecanismos previstos en el referido convenio internacional y las resoluciones que adopten sus órganos internos, deberá compensar a los 676 pescadores identificados en la demanda incoada por el SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, de acuerdo a la estimación de los daños que determinará la experticia complementaria del fallo que se ordenará en el Punto Tercero de este dispositivo, y, sobre el monto de la fianza que fue constituida para responder de las resulta del presente juicio.
TERCERO: Ordena experticia complementaria del fallo, que deberá ser realizada según los parámetros señalados en la parte motiva de esta decisión, a los fines de la determinación de la estimación de daños.
CUARTO: Condena al pago de los intereses producidos sobre el monto de los daños causados por el derrame del buque PLATE PRINCESS, desde la fecha de ocurrencia del siniestro, el día veintisiete (27) de mayo de 1997, hasta la fecha de ejecución del presente fallo, para lo cual se oficiará al Banco Central de Venezuela estimándole practicar experticia complementaria a este fallo, conforme a lo establecido en la parte motiva de esta decisión.
QUINTO: Declara IMPROCEDENTE el fraude procesal denunciado por vía incidental.
De conformidad con lo establecido en el artículo 274 del Código de Procedimiento Civil, se condena en costas a la parte demandada, por haber resultado totalmente vencida en virtud de esta decisión.”

Mediante diligencia presentada en fecha 10 de febrero de 2009, (Folio 02, Cdno. Ppal. Nº 8) el abogado HENRY MORIAN PIÑERO, actuando como apoderado judicial del FIDAC, apeló de la sentencia dictada en fecha 5 de febrero de 2009 por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo. Igualmente, en fecha 11 de febrero de 2009, (Folio 03, Cdno. Ppal. Nº 8), el abogado RICARDO BARONI, en su carácter de apoderado judicial de la parte demandada, ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, Capitán del Buque PLATE PRINCESS, propiedad de la sociedad mercantil PLATE PRINCESS SHIPPING LTD., apeló del referido fallo proferido por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo en fecha 5 de febrero de 2009. Ambas apelaciones fueron oídas libremente mediante auto dictado en fecha 16 de febrero de 2009, (Folio 04, Cdno. Ppal. Nº 8).
III
ITER PROCESAL EN SEGUNDA INSTANCIA
En fecha 19 de febrero de 2009, (Folio 10, Cdno. Ppal. Nº 8), este Tribunal Superior Marítimo dio por recibido el presente expediente dándole entrada por el Libro Cronológico de Causas Nº 1, con el Nº 2009-000192.
Mediante escrito presentado en fecha 20 de febrero de 2009, (Folios 11 al 16, Cdno. Ppal. Nº 8), la representación judicial de la parte actora solicitó la acumulación del recurso de apelación contra la sentencia interlocutoria dictada por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo en fecha 24 de noviembre de 2008, contenida en el expediente Nº 2008-000177, de la nomenclatura interna de este Tribunal, a la apelación interpuesta por el FIDAC, contra la sentencia definitiva dictada por el a quo en fecha 5 de febrero de 2009. Dicha solicitud fue acordada por este Tribunal mediante auto de fecha 20 de febrero de 2009, (Folio 25, Cdno. Ppal. Nº 8), previa sentencia interlocutoria dictada en esa misma fecha que ordenó tal acumulación, (Folios 127 al 130, Cdno. Ppal. Nº 8).
Igualmente, mediante escrito presentado en fecha 20 de febrero de 2009, (Folios 17 al 24, Cdno. Ppal. Nº 8), la representación judicial de la parte actora solicitó la acumulación del recurso de apelación contra la sentencia interlocutoria dictada por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo en fecha 1º de diciembre de 2008, contenida en el expediente Nº 2009-000180, de la nomenclatura interna de este Tribunal, a la apelación interpuesta por la parte demandada, ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, Capitán del Buque PLATE PRINCESS, propiedad de la sociedad mercantil PLATE PRINCESS SHIPPING LTD, y del FIDAC contra la sentencia definitiva dictada por el a quo en fecha 5 de febrero de 2009. Dicha solicitud fue acordada por este Tribunal mediante auto de fecha 20 de febrero de 2009, (Folio 131, Cdno. Ppal. Nº 8), previa sentencia interlocutoria dictada en esa misma fecha que ordeno tal acumulación, (Folios 218 al 221, Cdno. Ppal. Nº 8).
En fecha 6 de marzo de 2009, (Folio 7, Cdno. Ppal. Nº 9), la representación judicial de la parte demandada consignó escrito mediante el cual promovió pruebas en esta Segunda Instancia según lo establecido en el artículo 21 del Decreto con Fuerza de Ley de Procedimiento Marítimo. Mediante diligencia presentada en fecha 9 de marzo de 2009, (Folio 50, Cdno. Ppal. Nº 9), la abogado CIELO FAIZ CALVO, actuando como apoderada judicial de la parte actora se opuso a la admisión de las pruebas documentales promovidas por el demandado, por cuanto estas documentales no cumplían con el requisito de admisibilidad que para promover pruebas en segunda instancia, como es el de ser documento público, por lo cual la parte promovente si quería servirse de dichas documentales, debió acompañar copia certificada de las mismas Dicha oposición fue declarada procedente por auto de fecha 10 de marzo de 2009, (Folios 51 al 52, Cdno. Ppal. Nº 9), por lo cual se negó la admisión de las probanzas antes referidas.
En fecha 10 de marzo de 2009, (Folios 53 al 55, Cdno. Ppal. Nº 9), se llevó a cabo el acto de Audiencia Oral y Pública en esta Alzada, en el cual estuvieron presentes los apoderados judiciales de la actora, SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, el demandado, ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN, Capitán del Buque PLATE PRINCESS, propiedad de la sociedad mercantil PLATE PRINCESS SHIPPING LTD, y del FONDO INTERNACIONAL DE INDEMNIZACIÓN DE DAÑOS DEBIDOS A LA CONTAMINACIÓN POR HIDROCARBUROS DE 1971 (FIDAC).
En fecha 13 de marzo de 2009, (Folios 56 al 175, Cdno. Ppal. Nº 9), la representación judicial de la parte demandada presentó escrito de conclusiones relativas a la Audiencia Oral y Pública celebrada ante esta Superioridad.
Por auto de fecha 13 de marzo de 2009, (Folios 176 al 177, Cdno. Ppal. Nº 9), este Tribunal se pronunció respecto de la prueba de grabación de la Audiencia Oral ordenada por el a quo promovida por la parte demandada negando la admisión de dicha probanza, fundamentando esta en lo establecido en el artículo 189, por cuanto el demandado tuvo oportunidad para realizar cualquier objeción respecto a la transcripción del acta de la Audiencia Oral, lo cual no ocurrió, además de constar en los folios 2.097 al 2.171 del Cuaderno Principal No. 7, la versión escrita del contenido de dicha grabación, la cual será analizada y apreciada en este fallo.
En fecha 13 de marzo de 2009, (Folios 178 al 221, Cdno. Ppal. Nº 9), los apoderados judiciales del FIDAC presentaron escrito de conclusiones relativas a la Audiencia Oral y Pública celebrada ante esta Superioridad. Igualmente en fecha 16 de marzo de 2009, (Folios 222 al 274, Cdno. Ppal. Nº 9), la parte actora presentó su respectivo escrito de conclusiones acerca de la Audiencia Oral y Pública celebrada en esta Segunda Instancia.
En fecha 13 de abril de 2009, (Folio 275, Cdno. Ppal. Nº 9), la representación judicial de la parte demandada consignó escrito mediante el cual solicita que el presente juicio sea ordenado por existir un desorden procesal que atenta contra la majestad de la justicia.

IV
DE LAS APELACIONES ACUMULADAS
Estando en la oportunidad para dictar sentencia definitiva en el presente juicio, observa este Tribunal que, por cuanto para la fecha en la cual se dio por recibido el presente expediente se encontraban pendientes ante este Juzgado dos incidencias correspondientes a recursos ordinarios de apelación ejercidos en contra de decisiones interlocutorias proferidas por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo, a saber:
1. El recurso ordinario de apelación interpuesto en fecha 1º de diciembre de 2008, por el abogado HENRY MORIAN PIÑERO, apoderado judicial del FONDO INTERNACIONAL DE INDEMNIZACIÓN DE DAÑOS DEBIDOS A LA CONTAMINACIÓN POR HIDROCARBUROS, 1971, (FIDAC), en contra de la decisión interlocutoria dictada en fecha 24 de noviembre de 2008 por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo mediante la cual dicho Juzgado declaró “… inadmisible por extemporánea la prueba documental y de testigos promovida por el FONDO INTERNACIONAL DE DAÑOS CAUSADOS POR LA CONTAMINACIÓN DE HIDROCARBUROS, 1971, (FIDAC). Así se decide.-“, la cual fue oída en un sólo efecto por auto de fecha 8 de diciembre de 2008, ordenando remitir mediante oficio a esta Superioridad las copias certificadas concernientes a la presente apelación a fin de que conociera de la misma, a la cual en fecha 15 de diciembre de 2008, se le dio entrada conformando expediente, quedando anotado en el Libro Cronológico de Causas Nº 1 bajo el Nº 2008-000177, el cual fue acumulado al presente expediente a solicitud de la parte actora, SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, mediante sentencia dictada por este Tribunal en fecha 20 de febrero de 2009.
2. El recurso ordinario de apelación interpuesto en fecha 5 de diciembre de 2008, por el abogado RICARDO BARONI UZCATEGUI, apoderado judicial del ciudadano SUBRAMANIA BALAKRISHNA SUBRAMANIAN en su carácter de Capitán del Buque PLATE PRINCESS, en contra de la decisión dictada en fecha 1º de diciembre de 2008 por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo mediante la cual dicho Juzgado negó la solicitud de inicio de un procedimiento con el objeto de constituir el Fondo de Limitación de Responsabilidad, la cual fue oída en un sólo efecto por auto de fecha 12 de diciembre de 2008, ordenando remitir mediante oficio a esta Superioridad las copias certificadas concernientes a la presente apelación a fin de que conociera de la misma, en fecha 8 de enero de 2009, se le dio entrada conformando expediente, quedando anotado en el Libro Cronológico de Causas Nº 1 bajo el Nº 2009-000180, el cual fue acumulado al presente expediente a solicitud de la parte actora, SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, mediante sentencia dictada por este Tribunal en fecha 20 de febrero de 2009.
Para decidir acerca de los recursos ordinarios de apelación antes señalados este Tribunal comienza por citar lo establecido en el artículo 291 del Código de Procedimiento Civil:
“La apelación de la sentencia interlocutoria se oirá solamente en el efecto devolutivo, salvo disposición especial en contrario.
Cuando oída la apelación, ésta no fuere decidida antes de la sentencia definitiva, podrá hacérsela valer nuevamente junto con la apelación de la sentencia definitiva, a la cual se acumulará aquélla.
En todo caso, la falta de apelación de la sentencia definitiva, producirá la extinción de las apelaciones de las interlocutorias no decididas.”(Resaltado de este Tribunal).

Ahora bien, se observa que en el presente caso se está en presencia del supuesto de hecho establecido en el artículo antes transcrito, por lo cual este Sentenciador antes de pasar a pronunciarse acerca del fondo de lo debatido debe primeramente resolver las apelaciones contra las interlocutorias que se encuentran aún pendientes, y pasa a hacerlo de seguidas.
PRIMERO: Le corresponde conocer a este Juez de Alzada respecto de la apelación formulada en fecha 1º de diciembre de 2008, por la representación judicial del FONDO INTERNACIONAL DE DAÑOS CAUSADOS POR LA CONTAMINACIÓN DE HIDROCARBUROS, 1971, (FIDAC), en contra de la decisión de fecha 24 de noviembre de 2008, dictada por el Tribunal de Primera Instancia Marítimo con competencia nacional y sede en la ciudad de Caracas, en la que declaró inadmisible por extemporánea la prueba documental y la de testigos promovida por la representación del FIDAC, señalando que la oportunidad procesal correspondiente para su promoción era junto con el libelo de demanda o con el escrito de contestación de la demanda según el caso, puesto que de otra manera opera la preclusión de dicha oportunidad procesal. Dicho recurso ordinario de apelación fue oído en un sólo efecto y remitido por Oficio a esta Superioridad, a la cual en fecha 15 de diciembre de 2008, se le dio entrada conformando expediente, quedando anotado en el Libro Cronológico de Causas Nº 1 bajo el Nº 2008-000177, el cual fue acumulado al presente expediente a solicitud de la parte acora, SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, mediante sentencia dictada por este Tribunal en fecha 20 de febrero de 2009.
En fecha 16 de enero de 2009, el abogado ALFONSO RUBIO MACHADO, actuando en su carácter de apoderado judicial del SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, promovió pruebas en esta Segunda Instancia de conformidad con lo establecido en el artículo 21 del Decreto con Fuerza de Ley de Procedimiento Marítimo.
En fecha 19 de enero de 2009, siendo las 11:00 minutos de la mañana se llevó a cabo la celebración de la Audiencia Oral y Pública, en la que estuvieron presentes los apoderados judiciales del FIDAC, abogados HENRY MORIAN PIÑERO, PATRICIA MARTÍNEZ y LUÍS COVA ARRIA; así como los representantes judiciales de la parte actora, SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, abogados CIELO FAIZ CALVO y ALFONSO RUBIO MACHADO.
Por auto de fecha 20 de enero de 2009, este Tribunal admitió salvo su apreciación en la definitiva las pruebas presentadas por el abogado ALFONSO RUBIO MACHADO, actuando en su carácter de apoderado judicial del SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA.
En fecha 22 de enero del presente año, fue presentado escrito de conclusiones relativas a la audiencia oral y pública, tanto por la abogado CIELO FAIZ CALVO, en su carácter de apoderada judicial de la parte actora, como por los abogados LUÍS COVA ARRIA y HENRY MORIAN PIÑERO, en su carácter de apoderados judiciales de la parte apelante FIDAC.
Igualmente en fecha 22 de enero de 2009, este Tribunal dictó auto para mejor proveer, en el cual se ordenó librar oficio dirigido al Tribunal de Primera Instancia Marítimo con competencia nacional y sede en la ciudad de Caracas, a los fines de que en el término de tres (03) días de despacho computados a partir de esa fecha exclusive envíe copia certificada del auto de fecha 6 de agosto de 2008 dictado por ese Juzgado mediante el cual fijó el lapso para la promoción de pruebas a que hace alusión el artículo 9 del Decreto con Fuerza de Ley de Procedimiento Marítimo en el expediente Nº 2006-000141, tal como se desprende de la decisión dictada por ese Juzgado en fecha 24 de noviembre de 2008 en el referido expediente, la cual es objeto de la presente apelación. En fecha 26 de enero de 2009 se recibió Oficio Nº 020-09 proveniente del Tribunal de Primera Instancia Marítimo mediante el cual remiten las copias certificadas solicitadas por este Tribunal.
Se desprende de la decisión interlocutoria apelada que el Juez de Primera Instancia Marítimo tomó su decisión con base en los siguientes argumentos:
“… A este respecto, en el procedimiento marítimo la oportunidad para la promoción de las pruebas y su evacuación están previstos en los artículos 9 y 10 del Decreto con Fuerza de Ley de Procedimiento Marítimo, para que tenga lugar el primero de ellos antes de la audiencia preliminar. Del citado artículo se desprende que dentro de los cinco días siguientes a la contestación de la demanda y subsanada y decididas las cuestiones previas, tendrá lugar el lapso de promoción. Esto nos señala que debemos respetar el principio de la preclusión, razón por la cual toda prueba promovida fuera de ese lapso de cinco días, será extemporánea, excepto que alguna norma especial consagre lo contrario.
(…Omissis…)
Adicionalmente, este Tribunal observa que las pruebas que el FONDO INTERNACIONAL DE INDEMNIZACIÓN DE DAÑOS CAUSADOS POR LA CONTAMINACIÓN DE HIDROCARBUROS, 1971, (FIDAC) pretende promover son documentos y las testimoniales de los ciudadanos John Maxwell y Martín Esseen, para que ratifique la instrumental promovida, conforme al artículo 431 del Código de Procedimiento Civil; en este sentido, de los artículos 864 y 865 del Código de Procedimiento Civil, se evidencia que la oportunidad para promover las documentales e indicar la lista de testigos que rendirán la testimonial en la audiencia o debate oral, es la indicada en las normas citadas, esto es en el libelo de demanda y en el escrito de contestación, puesto que de otra manera opera la preclusión la oportunidad procesal, como ocurrió en el presente caso. Así se declara.-. ”.
Estando en la fase probatoria de esta Segunda Instancia el abogado ALFONSO RUBIO MACHADO, actuando en su condición de apoderado judicial de la parte actora SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, promovió copia certificada del instrumento poder otorgado a los ciudadanos LUÍS COVA ARRIA, HENRY MORIAN y OTROS por el FONDO INTERNACIONAL DE DAÑOS CAUSADOS POR LA CONTAMINACIÓN DE HIDROCARBUROS, 1971, (FIDAC), cuyo original cursa en el Cuaderno Principal del expediente Nº 2006-000141 de la nomenclatura del Tribunal de Primera Instancia Marítimo, con el objeto de demostrar que para el momento del otorgamiento del poder a los referidos abogados el FIDAC, ya tenía conocimiento del reclamo de su representado el SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, lo cual había ocurrido como consecuencia de la notificación legalmente efectuada por el Tribunal de la causa.
Asimismo, el referido abogado, a los efectos de comprobar que el FIDAC, tenía conocimiento de los juicios y reclamaciones incoadas por su representado contra el Capitán del Buque Tanque PLATE PRINCESS en su condición de factor mercantil del propietario Plate Princess Shipping Ltd., promovió copia certificada de la publicación del Comité Ejecutivo en su sesión quincuagésima quinta, artículo 3 de la agenda de fecha 13 de octubre de 1997, quincuagésima cuarta sesión, artículo 3 de la agenda de fecha 13 de junio de 1997, sesión quincuagésima, artículo 5 de la agenda de fecha 17 de junio de 1997, así como parte del informe anual del año 1999.
Siendo así, y de conformidad con la norma adjetiva, a las mencionadas pruebas documentales producidas en copias certificadas, se les otorga valor probatorio según lo establecido en el segundo aparte del artículo 429 del Código de Procedimiento Civil, en concatenación a lo pautado en los artículos 1.357, 1.359 y 1.384 del Código Civil Venezolano. ASÍ SE DECIDE.
Se observa que la representación judicial del FONDO INTERNACIONAL DE DAÑOS CAUSADOS POR LA CONTAMINACIÓN DE HIDROCARBUROS, 1971, (FIDAC), ratificó en su escrito de conclusiones que su representada actúa en el presente proceso como parte notificada y no como parte demandada, y que el artículo 19 in fine del Decreto con Fuerza de Ley de Procedimiento Marítimo establece que las partes también podrán producir en juicio dictámenes de expertos calificados ajenos al proceso, los cuales deberán de ratificarse por el experto en la oportunidad del debate oral mediante testimonial. Asimismo, los apoderados judiciales del FIDAC, realizaron en su escrito de conclusiones relativas a la audiencia oral y pública una síntesis de su intervención en el proceso que originó la presente incidencia, en el cual señalaron:
“…Cuando el FIDAC es notificado extemporáneamente de la acción intentada por la parte actora, el Sindicato de Pescadores del Municipio Miranda del Estado Zulia, sólo recibe la compulsa de la reforma de la demanda. Una vez que constituye apoderados judiciales en Venezuela para actuar en el expediente de la causa y presentar sus argumentos frente a la reforma de la demanda, es que tiene posibilidad de acceder a los documentos que soportan los reclamos. En tal sentido, procedimos los apoderados del FIDAC a solicitar en fecha 30 de junio de 2008, copia de todos los recaudos anexos al libelo de reforma de la demanda, pero por razones de orden práctico el Juzgado dado lo voluminoso de los recaudos, no tiene la posibilidad de suministrar de inmediato las copias requeridas, razón por la cual se implementa un mecanismo para trasladar el conjunto de expedientes que contienen los anexos solicitados, a un lugar fuera de la sede del Juzgado Marítimo, para que en otra oficina dependiente del poder judicial se proceda a la operación práctica de fotocopiar los anexos de la reforma de la demanda y poder ser entregados a los apoderados del FIDAC. En ese trámite operacional transcurren dos meses y medios.
Finalmente, en fecha 18 de septiembre de 2008 se reciben los anexos solicitados y son enviados a la sede del FIDAC en Londres, Reino Unido, para que allí los expertos calificados de ese organismo intergubernamental puedan valorar la legitimidad de los reclamos presentados. El volumen de los documentos recibidos implica una inversión de tiempo considerable tomando en cuenta además que quienes los revisan no tienen la lengua castellana como idioma materno, razón por la cual se necesita también un tiempo mayor prudencial para su traducción al idioma inglés, y es cuando se puede entrar en el análisis de la documentación recibida y exponer las observaciones contenidas en el dictamen consignado.
De lo antes dicho, se deduce que no es posible establecer mediante una interpretación simple y formalista de las normas procesales, que en el lapso de cinco días que indica el artículo 9 del Decreto con Fuerza de Ley de Procedimiento Marítimo puede un organismo intergubernamental extranjero que no es formalmente un demandado, intervenir eficazmente y dar respuesta en la resolución de un siniestro marítimo que origina reclamos como el de autos por concepto de daños y perjuicios. Más aún cuando que para el momento en que precluye ese lapso, el FIDAC todavía no disponía de las copias de los recaudos que sustentan la reforma de la demanda.
Pudiera argumentarse que los documentos estuvieron a la vista de los apoderados judiciales del FIDAC pero éstos no son expertos en pesquería ni en biología marina, por lo que si se está solicitando que se condene al FIDAC, es este organismo intergubernamental a través de sus expertos, el que debe analizar, revisar y convalidar los documentos que respaldan unos reclamos por daños y perjuicios sufridos como consecuencia de un derrame de hidrocarburos procedentes de un buque, en nuestro caso del B/T “Plate Princess”.
No obstante, si de lo que se trata en un proceso judicial sustanciado en la jurisdicción marítima es el de conseguir el fallo que más se acerque al ideal de justicia y ejercicio pleno del derecho marítimo, podría también el Juez marítimo apoyarse en las amplias facultades que le conceden los artículos 2, 6 y 15 del Decreto con Fuerza de Ley de Procedimiento Marítimo para considerar el dictamen de los expertos del FIDAC y permitir su control a las partes del proceso…”

Se desprende del escrito de conclusiones relativas al acto de Audiencia Oral y Pública, consignado por los abogados CIELO FAIZ CALVO y ALFONSO RUBIO MACHADO, actuando en representación de la parte actora SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, que dicha representación judicial realizó algunas consideraciones en relación a la exposición en la Audiencia Oral acerca de los alegatos de la representación judicial del apelante FIDAC, referidos a:
“Alega la representación del FIDAC entre otros argumentos que son un organismo internacional intergubernamental con sede en el extranjero, cuyo idioma oficial es el inglés y que en consecuencia no tuvieron el tiempo suficiente para que sus expertos analizaran las pruebas a objeto de determinar los hechos y circunstancias en las que se fundamenta la demanda incoada por nuestro representado. Igualmente alegan que no son demandados formales y que no pueden ser considerados como un litigante común sometido a las normas inadecuadas del derecho procesal civil ordinario venezolano, que el lapso de cinco días que prevé el artículo 9 de la Ley de Procedimiento Marítimo es brevísimo; que lo concerniente a las normas acerca de las pruebas no estaban definidas o completas en el procedimiento marítimo venezolano y que a su juicio la disposición del artículo 19 in fine de la Ley de Procedimiento Marítimo no está comprendida dentro de la interpretación que hace el Tribunal de Primera Instancia Marítimo respecto de las pruebas previstas en el artículo 9 de la LEY DE Procedimiento Marítimo, y que en consecuencia debía admitírsele la prueba del Dictamen de Expertos y permitírseles su ratificación mediante la testimonial.”

Señala la representación judicial del SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, acerca de la exposición del FIDAC que en Venezuela la ley procesal dispone que es deber del Juez mantener el equilibrio entre las partes, en los derechos y facultades que les son comunes, sin preferencia ni desigualdades por lo que mal puede pretender el FIDAC ser tratado con preferencia respecto de las demás parte en el proceso, y esperar que por el hecho de ser un organismo internacional intergubernamental con sede en el extranjero se le brinde lapsos más amplios, o peor aún que se le admitan pruebas fuera de los lapsos previstos por la ley. Adicionalmente, la actora ratificó el alegato realizado en la audiencia oral y pública referido a que el FIDAC tardó 67 días en solicitar al a quo las copias de las pruebas documentales producidas por el SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, vale decir, desde el 10 de abril de 2008, fecha en la cual se admitió la reforma de la demanda hasta el 17 de junio de 2008, fecha en la cual hicieron la solicitud de las referidas copias, este alegato estuvo dirigido a demostrar la falta de diligencia con la que actuaron los representantes judiciales del FIDAC.
Señalan los apoderados judiciales del SINDICATO ÚNICO DE PESCADORES DEL MUNICIPIO MIRANDA DEL ESTADO ZULIA, que si bien es cierto que el FIDAC no fue demandado en forma primaria y directa, éste acudió al proceso a dar contestación a la demanda y a oponer cuestiones previas como si fuera un demandado ordinario, por lo que entonces ya no puede abstraerse a las normas adjetivas que rigen el procedimiento marítimo, específicamente la disposición contenida en el artículo 865 del Código de Procedimiento Civil. Asimismo, expresan que a pesar de que las normas acerca del procedimiento marítimo son de reciente data, no por ello puede considerárseles incompletas o inconvenientes, ya que en todo lo no previsto en ellas, las mismas remiten expresamente a las disposiciones del Libro Cuarto, Título XI del Código de Procedimiento Civil y que muy distinto es admitir que en cuanto a pruebas se refiere en el procedimiento marítimo hay muy poca jurisprudencia por lo que pretender que la disposición del artículo 19 del Decreto con Fuerza de Ley de Procedimiento Marítimo in fine, que permite a las partes producir dictámenes de expertos calificados ajenos al proceso no está comprendida dentro del lapso de pruebas del procedimiento marítimo, sino que, puede ser promovida en cualquier estado y grado de la causa resulta completamente absurdo y descabellado. Aunado a lo anteriormente señalado, expresaron que el informe o dictamen de los expertos es consignado por el FIDAC en la fecha en la que primitivamente había sido fijada la audiencia definitiva (18 de noviembre de 2008), vale decir cuando ya había precluido todo l